lunes, 22 de agosto de 2016

Escuadrón suicida (2016) de David Ayer

Vía: www.filmaffinity.com
Puede que a nivel de repercusión mediática y presupuestaria, no entrara en los planes de Warner que Escuadrón Suicida fuera la cinta que tuviera la responsabilidad de ser el primer éxito incontestable de su universo cinematográfico. Siendo consciente de su coherencia con las películas precedentes se aleja de estas para servir de mero espectáculo macarra, de cómica villanía y liviano divertimento. La pena es que poco de esto o nada se ve durante la proyección.


Siguiendo la estela de manera (in)consciente de Guardianes de la galaxia, Escuadrón Suicida nos propone una vuelta de tuerca al género superheroíco: el icóno del villano como protagonista absoluto, sirviendo de contraste oscuro ante la luz del héroe, jugando con lo divertido de ver la otra cara de la moneda. El problema en este caso es que buscan el lado honesto, perdiendo esa supuesta irreverencia tos criminales, convirtiéndolos así en personajes positivos (más freaks que malvados). Esto provoca que se convierta en un producto anodino que no cumple con la idea que nos vendía en la campaña previa a su estreno.
 




La historia no es gran cosa, una presentación del Escuadrón miembro a miembro para rápidamente plantear una misión y llevarla a cabo con más o menos éxito. Si bien se agradece que la introducción dure el grueso de la cinta, ya que tenemos que sentar las bases y presentar a muchos personajes. Obviamente, los papeles con mayor solvencia son los de Deadshot y Harley Quinn. Las estrellas absolutas de la función, interpretadas por Will Smith y una sorprendente Margot Robbie.


Como pasaba con Batman v. Superman: El amanecer de la Justicia, la culpa no es del todo del director, quien debe luchar contra los arbitrarios cambios de rumbo del estudio que solo piensan en términos de taquilla. A pesar de todo, el trabajo de Ayer se luce más en los momentos de camaradería entre el equipo y algún interesante set piece. Poco más.


Y ahora llegamos a un punto interesante, la incorporación de Jared Leto a la película interpretando al mismísimo Joker. Esperábamos que el oscarizado actor aceptára el reto buscando algo diferente a todo lo visto en las otras encarnaciones del príncipe payaso, considerando en este página una elección ideal. El problema es que el personaje es tan maltratado por el guión y sobre todo por el montaje de tal manera que no vamos a valorar mucho más su interpretación debido a que esta cercenada en una historia en la que se encuentra ajeno en su mayor medida. Podemos vislumbrar un trabajo interesante, con un villano muy alejando de la realidad y con un físico impactante pero aparte de eso, y como apoyo al personaje de Harley... nada de nada.


La decepción no ha sido ninguna sorpresa, esperemos que con el tiempo se preocupen más en hacer buenas películas. Volveremos a darles una oportunidad más porque estos personajes tienen mucho potencial. Antes o después harán una película consistente que nos contente a todos y que con el paso del tiempo se uniforme un universo rico. Así que, te esperamos Wonder woman.

No hay comentarios :

Publicar un comentario