martes, 8 de marzo de 2016

Éramos pocos y llegaron los aliens (2015) de Robbie Pickering

 Éramos pocos y llegaron los aliens (2015) de Robbie Pickering Freak of nature


El otro día, estaba de tirado en casa. Uno de esos días que se te pasan mil planes por la cabeza pero que no sabes cual escoger y al final te encuentras ahí tirado. Pues bien, yo en cambio agarre las llaves de mi coche y me fui a un lugar mítico. Mítico, por que ya es raro encontrarlos, parece que tienes que esperar a que te llegue un mensaje en el móvil que te diga donde está ese sitio, y entrar con una clave ultra secreta. Si amigos, hablo de los videoclubs. 


Pues bien, me encontraba en el videoclub, entre varias estanterías llenas de películas de estrenos. De las que habían triunfado en los Goya, de las que se avecinaban que iban a triunfar en los Oscar o al menos dar la sorpresa, y otras tantas que prometen espectáculo seguro. Y entre todas esas carátulas, de pronto, sobresalió una. Una carátula bastante llamativa, de esas que presientes que están destinadas a matar esas tardes aburridas, y de las que no quieres cometer el coco, sino más bien, puro espectáculo sin complejos. Hablo de "Eramos pocos y llegaron los aliens". La mala traducción de su titulo en ingles "Freaks of Nature". Una guerra que ya hay que darla por perdida, porque aquí tenemos por costumbre cambiar los títulos por que sí, sin sentido aparente, y encima algunas veces nos lucimos de lo lindo con momentos de tanta brillantez como el que tuvo el culpable de esta traducción.


Vía: www.sensacine.com

Pero vayamos al grano. A la película en cuestión, la cual nos sitúa en un planeta tierra en el que conviven humanos, zombies y vampiros. Cada uno a su rollo. Sin crisis financiera ni guerras aparentes. Un preludio, algo crepuscular, que se intenta acercar más a la saga de película que intenta hacernos reír con chistes malos sobre las películas más famosas de algún género en cuestión o del año en cuestión. Sí, hablo de toda esa saga como "Paranormal Movie" o "Disaster Movie". Pero que no ofrece nada nuevo al género. 
Simplemente es un espectáculo simplón, un refrito de zombies, vampiros, humanos, y como no, de aliens. Una historia en la que tenemos caras conocidas, como la de Joan Cusack y Vanessa Hudgens, entre otras. Esta última, solo esta para hacer las delicias de los varones adolescentes. 
Un guión bastante pobre, lleno de chistes hormonados, y que no hace más que desperdiciar una oportunidad de dar algo fresco al género, de reinventarse, y más, estando en una década en la que este género ha dado muchas sorpresas. Una pena que acabe pasando sin pena ni gloria. 

No hay comentarios :

Publicar un comentario